Efectos de Aplicaciones Foliares de Urea o Nutriphite en el Florecimiento y Producción de Naranjas de Valencia

artículos
L. Gene Albrigo 
Universidad de Florida 
Centro de educación e investigación del Citrus

 

Resumen: Las producciones de Naranja de Valencia se han relacionado con el número de flores logradas en primavera, siendo el número de los brotes inducidos, determinado por factores climáticos de stress como el frío y la sequía. Los vapores foliares de urea en invierno, se han difundido por incrementar el número de brotes florales, flores por inflorescencia y del rendimiento en las condiciones de producción de California. Pulverizaciones de urea (28-31 kilogramos N/ha) o de Nutriphite (6.1 I/ha 0-28-26 de producto) fueron aplicados en árboles maduros de naranjos de Valencia, en dos localidades del sur Florida entre 1994-95. La urea o Nutriphite aplicado entre el 25 de diciembre y 11 de enero aumentó el número de flores. Con el tratamiento anual continuo por 4 años de Nutriphite, se incrementó la producción si estaba aplicado durante el invierno o en momentos antes de plena floración. Los vapores de la urea de invierno en los mismos sistemas por 4 años consecutivos, aumentaron perceptiblemente las producciones. Los sólidos solubles del jugo de naranja por ha fueron mayores en ambos tratamientos cuando estaban comparados con el testigo. Se discutirán los posibles mecanismos para estas respuestas en la producción.

 

Palabras claves: Ácido fosfórico, inducción floral, fijación de fruta, sólidos solubles.

 

Los rendimientos en Naranjos cv. Valencia pueden estar directamente relacionados con el total de botones florales producidos, aunque la mayoría de las flores no se fijen, siendo que el rendimiento esté determinado al finalizar la cosecha (Moss, 1971). Factores climáticos de stress, como frío y la sequía (Davies y Albrigo, 1994: Davenport, 1990) son inductores naturales de floración en cítricos. Las pulverizaciones foliares de urea se han demostrado como estimuladores para aumentar el número de brotes florales, de flores por inflorescencia y del rendimiento en las condiciones de invierno en California (Lovatt et el al., 1988; Ali y Lovatt, 1992). Aún no está claro si el estrés producido en el corto plazo, debido a la concentración de amonio o urea genera la fitotoxicidad (Krogmeier et al., 1989) en los brotes o las hojas, o es debido a factores de demanda nutricional. (Lovatt et el al., 1988). La competencia por carbohidratos puede también limitar la formación de brotes florales (Moss 1971; Ruiz y Guardiola 1994: Spiegal-Rov y Goldschnidt, 1996). Después del comienzo de la diferenciación floral en los brotes, los árboles no pueden traslocar los suficientes nutrientes (N, P, K) para cubrir las necesidades de 50.000 hasta 100.000 flores/árbol (Erickson y Brannaman, 1960). La nutrición podía influenciar el número de flores y de la fruta final. Trabajos en España han demostrado un agotamiento de N, P y K en las hojas más viejas durante floración y durante la fijación de la fruta, un mayor aumento de nutrientes en hojas nuevas y frutos (Sanz et al..1987: Ruiz y Guardiola, 1994). No se sabe si la competencia por nutrientes ocurre antes de floración, durante el período de la diferenciación o durante la expansión de brote florales.

Formas comerciales de N (Lea-Cox y Syvertsen, 1995) y K (Albrigo, datos inéditos) son fácilmente absorbidos por las hojas y pueden estar disponibles para aumentar los niveles nutricionales de hojas y frutos poco después de la pulverización. Se han divulgado sobre las fuentes fosforadas más convenientes para obtener cosechas con mayor contenido de aceite (Barel y Black, 1979), aunque no se ha determinado específicamente para cítricos. El ácido fosfórico (H2(HPO3)) absorbido por las plantas (Smillie et al., 1989), es altamente móvil (d'Arey-Lameta y Rompeix, 1991) y si está protegido con KOH o KCO3 es una fuente de K. El HPO3-2 es fitotóxico (MacIntire et al., 1950; Forster et al., 1998; Lucas et al., 1979) y después de la aplicación en el suelo, puede generar un menor crecimiento vegetal durante el primer año (MacInlire et al., 1950) y luego se convierte lentamente en PO4 (Adams y Conrad, 1953). El fosfito parece interferir también con el metabolismo de PO4 (Griffith et el al., 1990; Carswell et al., 1996). Mientras que el PO3 y sus derivados (Aliette), en concentraciones elevadas, pueden ser fitotóxico en cítricos (Albrigo y Grosser, 1996), actuar como un fungicida activo y alterar varias fases del metabolismo de hongos o de la planta (Smillie et al., 1989; Saindrenant et al, 1988).

El propósito de este trabajo, fue examinar si las flores y la producción de Naranjas de Valencia en Florida puede aumentar por el uso inductivo de las pulverizaciones de urea o el HPO4 protegido, durante el período de inducción floral.

  

Materiales y Métodos

Los árboles fueron seleccionados en dos localidades en zonas de suelos bajos de Florida. El testigo fue un cultivar de Naranjo de Valencia de rendimiento medio. Siendo cuatro bloques de árboles en Immokalee Florida, subdividido en tres grupos. Las parcelas fueron elegidas al azar y los tratamientos recibieron pulverizaciones de urea, Nutriphite y un testigo o control sin aplicar. En un segundo establecimiento en el sur del Lake Pacid, se diagramaron seis bloques de árboles seleccionados en dos áreas separadas, para dos repeticiones adicionales de los tres tratamientos. Los bloques de árboles para cada repetición fueron seleccionados en base a la proximidad, uniformidad del tamaño, rendimiento anterior, edad similar y cantidad de raíces. El diseño consistió en un factorial de tres tratamientos en seis bloques durante 4 años. Los árboles recibieron el primer tratamiento a finales de diciembre 1993 o a principios de enero 1994, con 31 Kg/ha de N como urea o con 4,8 lts/ha de 0-40-0 de ácido fosfórico con un buffer de KOH (solución con ph: 7). En el segundo año se aplicó Nutriphite (6,1 lts/ha de 0-28-26) cuando estaba entre 5-10 % de floración. En el tercer y cuarto año, la sincronización de la floración de Nutriphite fue continuada en los cuatro bloques (lmmokalee), pero la sincronización de invierno fue reemplazada en los dos bloques del sitio de Lake Pacid. A continuación se muestran los detalles en cada localidad, tamaño de bloque y tratamientos.

La floración y fruta final fue contada en marcos de ¼ m2 desde el centro del árbol. Seis marcos fueron contados en tres pares, en lados opuestos de los árboles, para el manejo de cada cuarto se dispusieron bandejas espaciadas uniformemente (24 mediciones/ clasificados en árboles sanos medios). Las mediciones fueron hechas dentro del marco, a dos tercios de altura del tronco del árbol. Esta posición representa aproximadamente la distribución media de la fruta en el árbol (Albrigoetal, 1975; Albrigo, datos inéditos). El conteo por marco fue acumulado por bandeja y analizado estadísticamente jerarquizado como cuatro muestras por diseño factorial, tres tratamientos, seis bloques y todo durante 4 años. Se pesó el rendimiento total y los sólidos solubles por hectárea fueron obtenidos para el diseño de Lake Placid. Para las comparaciones apropiadas, todos los datos fueron analizados con ANOVAR, por un paquete estadístico del SAS con regresión múltiple de Duncan. (SAS VMS, Instituto SAS, Cary, NC 27511 USA). Los años individuales fueron observados en dos maneras de para el ANOVA, con los datos jerarquizados para las mediciones de los marcos.

  

Resultados y Discusión

En 1994-95 para la localidad de Immokalee, los tratamientos con Urea y Nutriphite aumentaron significativamente el número de flores (Tabla 1). El rendimiento en cajas por hectárea, para Nutriphite fue mayor que el control pero no fue significativamente superior al tratamiento con Urea. El conteo de flores para los tratamientos fue superior para la segunda localidad comparada con el control, pero no se obtuvieron diferencias significativas (no se muestran).

  

Tabla 1. Total de flores y frutos (luego del raleo natural, caída de frutos pequeños o post-drop) en 6 marcos (un conteo de bandeja) y rendimiento en 40,9 kg cajas/ha en naranjos cv Valencia cerca de Immolakee, Florida para 1994-95 luego de las aplicaciones foliares de invierno con Urea y Nutriphite ( 4 repeticiones).

Tratamiento

Flores/ 6 marcos

Frutas/ 6 marcos

Rendimiento
Cajas/ha

Control

1438 a

97

1146 a (464)

Urea

2092 b

97

1225 ab (496)

Nutriphite

2345 b

103

1334 b (540)

  

Lovatt el al. (1988) reportaron que algunas inducciones naturales se producen antes que se produzca el efecto de las aplicaciones foliares con urea. Si la diferenciación de la mayoría de los brotes florales comenzó antes de la pulverización, la urea solo podría beneficiar al crecimiento del ovario a través de la nutrición de N, pudiendo fijar una fruta más grande y de calidad para la cosecha (Albrigo, datos inéditos).

En 1994-95, el conteo de las repeticiones no dio un incremento en la fruta final después del período de raleo natural de Mayo-Junio (Tabla 1). En 1995-96, las dos localidades (seis repeticiones) recibieron Nutriphite en floración y Urea aplicado aún cuando era invierno. El conteo de flores y frutos no tuvo diferencias significativas en los tratamientos para el segundo año (Tabla 2), como tampoco en el rendimiento final (Tabla 3). Aunque en las respuestas no se encontraron diferencias significativas, es importante ya se para Urea o Nutriphite el rendimiento en el segundo año no fue inferior al control (Tabla 3). Sin embargo, los tratamientos tuvieron un incremento en el rendimiento con respecto al año anterior, siendo más significativo para Nutriphite.

Entre 1996-97 y 1997-98 la localidad de Immokalee, recibió nuevamente el tratamiento con Nutriphite en floración, mientras que la otra localidad recibió la aplicación del mismo tratamiento durante el invierno. No se detectaron diferencias significativas para el número de flores o frutos (Tabla 2). En los años evaluados existió un aumento significativo en ambos tratamientos y mirando los años en forma individual para Nutriphite se muestra significativamente mayor el conteo de flores o al menos de frutos.

  

Tabla 2. Conteo de flores y frutos luego del goteo de Mayo-Junio (flores o frutas/6 marcos) para naranjos cv Valencia desde 1995-96 hasta 1997-98 en la localidad cercana al Sur de Florida después de la pulverización con urea en el invierno o Nutriphite en el invierno o en floración.

Flores / Fruta contada por 6 marcos

Tratamiento

Control

Urea

Nutriphite

95-96 Immolake

1289/35

1195/37

1164/41

96-97 Immolake

989/74

1103/37

1034/46

97-98 Immolake

796/76

640/71

374/52

95-96 Lake Placid

1114/16

1156/23

1048/27

96-97 Lake Placid

965/37

1036/46

939/38

97-98 Lake Placid

371/35

459/57

524/56

  

Aunque los tratamientos con Nutriphite no fueron aplicados en el mismo momento para cada año, el total de los cuatro años para este y la urea aplicada en invierno se mantuvo por encima del testigo o control (Tabla 3). Ya que la sincronización para aplicar Nutriphite en una sola pulverización no pareció crítica, ya sea en el invierno o primavera (no se muestran los momentos). Los tratamientos con Urea y Nutriphite fueron significativamente mayores al control en cada año, pero solo Nutriphite se tuvo en forma individual para los años 1,3 y 4 con un comportamiento significativamente mayor. Podrían verse ciertos efectos por las diferencias logradas por un menor rendimiento de los años 2 y 4, pero los tratamientos resultaron igual o mayores que el control para dichos años, indicando que los efectos de los mismos no continuaran por 2 ciclos.

  

Tabla 3. Promedio rendimiento/año (40,9 Kg Caja/ha) y promedio de rendimiento para los 4 años consecutivos para los tratamientos en naranjos cv Valencia en el Sur de Florida en dos localidades con seis repeticiones combinadas.

Cajas/ha

Tratamiento

Año 1

Año 2

Año 3

Año 4

Promedio/años

Control

1193 (483)a

892(361)

1000(495)a

823(333)a

978(396)a

Urea

1289(522)ab

921(373)

1107(448)ab

981(397)ab

1074(435)b

Nutriphite

1442(584)b

968(392)

1158(469)b

1030(417)b

1150(466)b

  

Para los 4 años en las 2 repeticiones de la localidad de Lake Placid, los tratamientos con Urea y Nutriphite incrementaron significativamente la cantidad de sólidos solubles/ha (SS/ha) con respecto al control (Tabla 4). Los dos tratamientos no tuvieron diferencias significativas en SS/ha, aunque Nutriphite produjo levemente una mayor cantidad de cajas/ha en cada año. Las pequeñas diferencias en los tratamientos indicarían que el total de carbohidratos disponibles para los sólidos de la fruta hayan estado cerca del máximo para ambos tratamientos con respecto al control. La cantidad de sólidos solubles por caja fue similar entre tratamientos (no se muestra). Sin embargo la cantidad de cajas y fruta fue incrementada por el número de fruta y no por el tamaño de la misma, siendo que a mayor tamaño de fruta/caja menor sería la cantidad de sólidos solubles por caja.

 

Tabla 4. Rendimiento (en libras) de sólidos cv Valencia en árboles de naranjos tratados con urea a fines de invierno o Nutriphite a fines de invierno o en floración en Lake Placid.

Kg de Sólidos Solubles/ha o libras de solidos/acre( )

Tratamiento

Año 1

Año 2

Año 3

Año 4

Promedio/años

Control

4027(3591)

3252(2900)

3772(3364)

2749(2451)

3450(3077)a

Urea

4309(3843)

3555(3170)

3648(3253)

3490(3112)

3751(3345)b

Nutriphite

4196(3742)

3641(3247)

3670(3273)

4102(3658)

3902(3480)b

  

Los tratamientos con Nutriphite muestran un claro incremento en el número de cajas/ha para las aplicaciones de invierno o floración. El primer año podría haberse dado un estrés por fitotoxicidad, influyendo sobre el proceso de diferenciación de brotes (Davenport, 1990). En los años siguientes, las aplicaciones en floración no produjeron esta respuesta en el rendimiento. Una reciente publicación sobre el uso del fosfito como fertilizante, dio un pequeño indicio que el PO3 puede ser convertido rápidamente en PO4 y estar disponible en el metabolismo del fósforo dentro de la planta (Richard, 1989), siendo este concepto aún no refutado. Por otro lado, PO3 podría generar un numero de efectos alternos como: fungicida específico de Phytophtora (Smilie et al. 1989), interferir en el metabolismo del PO4 (Carswell et al. 1996), alteración en el metabolismo de la planta (Saindrenan et al., 1988), inhibición temporal del crecimiento vegetativo (MacIntire et al., 1950; Lucas et al., 1979; Forster et al., 1990). Este último efecto podría ser a favor de la fruta en la distribución y competencia de carbohidratos durante la primavera (Ruiz y Guardiola, 1994) como también en los nutrientes (Sanz et al., 1996). El HPO3-2 podría acumularse en las raíces (d´Arey-Lameta y rompéis, 1991) y reducir el crecimiento de las mismas. Más carbohidratos y menor cantidad de ácido gibereleico que puede estar disponible y favorecer la fruta final (Spiedgal-Roy y Goldschmidt, 1996). Todos estos mecanismos fueron estudiados a partir del modo de acción del PO3. Apoyando esto se destacaría el incremento resultado por este efecto de los tratamientos con respecto al testigo, durante los 4 años del experimento.

   

Conclusiones

Se puede considerar en las repeticiones de los 4 años, el incremento significativo en los tratamientos con respecto al control. Estos tratamientos parecieran ser efectivos en cv Valencia para las condiciones de suelo de Florida. De acuerdo con Lovatt et al. (1988) para un efectivo uso de Urea en el invierno, las pulverizaciones deberían ser aplicadas después que haya ocurrido alguna de las inducciones naturales pero antes del comienzo de la diferenciación. Existe la posibilidad de considerar un potencial beneficio para el incremento de la fruta en los tratamientos, pero no deben ser considerado con efectos climáticos adversos.

El incremento en el rendimiento, por la respuesta de los tratamientos es consistente, particularmente para el PO3, siendo los resultados para flores y frutas después del primer año poco consistentes. Fue notorio que el rendimiento estuviera compuesto por fruta de similar tamaño y que luego se incrementara el número de cajas/ha debido al mayor número de fruta por hectárea.

  

 




  • ENCUESTAS
  • ¿Qué secciones de nuestro sitio consulta con más frecuencia?

    Articulos Cultivos extensivos (Granos, Pasturas)
    Articulos Cultivos intensivos (Horticultura, etc.)
    Articulos de Uso Fertilizantes
    Fertilidad de Suelos
    Otros (Estadísticas, etc.)
  • [Ud. ya vot?]
  • Ver Resultados de la encuesta